parahacerseoir.org  |  PHO
Para Hacerse Oír-Hablemos Claro: Carta abierta en defensa de la vida al Rector de la Universidad Nacional de Rosario
Viernes 26 May 2017, 02:01 am  |  Compartir en:      
Para Hacerse Oír-Hablemos Claro invita a sus adherentes y al público en general a enviar esta carta de protesta al Rector de la Universidad Nacional de Rosario, Dr. Héctor Floriani, por la
decisión de incluir como materia electiva en la currícula de la Facultad de Ciencias Médicas de esa ciudad "El aborto como problema de salud".
Solicítele usted también, que, en sentido inverso,
se incluya una cátedra de la vida humana en la cual se enseñe lo que sustenta el pensamiento médico a partir de la ética hipocrática, es decir, que el niño por nacer, científica y biológicamente es un ser humano cuya existencia comienza al momento de su concepción y por lo tanto un sujeto de derecho, en virtud de lo cual destruir a un embrión humano significa impedir el nacimiento de un ser humano único e irrepetible y, además, dañar a la madre que deberá enfrentar el doloroso proceso del duelo post-aborto.
Señor
Rector
Dr. Arq. Héctor Floriani
Rector de la
Universidad Nacional de Rosario
S./ D.



Señor Rector,

Me dirijo a usted para hacerle llegar mi más enérgica protesta ante el hecho de que la Facultad de Ciencias Médicas de la Universidad Nacional de Rosario haya anunciado el 4 de mayo ppdo. que incluirá como materia electiva en su currícula “El aborto como problema de salud”.

¿El aborto voluntario, señor Rector, que provoca la muerte de un niño que no tiene culpa alguna por el modo como fue concebido?

¿Se pretender ignorar acaso que “no hay acto de mayor discriminación y de violencia que decidir quién nace y quién no? (Cfr. www.hacerseoir.org)?

Sí, la muerte de un niño, señor Rector, porque la existencia de vida humana desde el primer instante de la concepción es un hecho científico con demostración experimental y no se trata de un argumento metafísico o de una hipótesis teológica, como lo afirmó la Academia Nacional de Medicina de Buenos Aires? (Declaración sobre el aborto provocado, aprobada por el Plenario Académica en su Sesión Privada del 28 de Julio de 2004, ratificada el 25 de octubre del año 2010 en la declaración “La ética y el juramento médico defienden al niño por nacer y toda vida”).

¿El aborto voluntario cuando la enseñanza de la medicina por tanto debe orientarse siempre a proteger la vida de la madre y conjuntamente la del niño por nacer que es un sujeto de derecho, a lo que están comprometidos los médicos por el Juramento Hipocrático? (cfr. (Declaración sobre el aborto provocado, aprobada por el Plenario Académica en su Sesión Privada del 28 de Julio de 2004, ratificada el 25 de octubre del año 2010 en la declaración “La ética y el juramento médico defienden al niño por nacer y toda vida”).

Nada más alejado de la verdad científica, por tanto, que hablar de un “gran avance”, como lo hace el Rector de la Facultad de Medicina de esa ciudad, Ricardo Nidd, a propósito del tratamiento del aborto como “problema de salud” dado que “como formato acabado y propuesta disciplinar, es único en el país”.

En sentido opuesto,
lo exhortamos a trabajar para que en la currícula de la Facultad de Medicina, se incluya una cátedra de la Vida Humana, en la cual se enseñe lo que sustenta el pensamiento médico a partir de la ética hipocrática, es decir, que el niño por nacer, científica y biológicamente es un ser humano cuya existencia comienza al momento de su concepción y por lo tanto un sujeto de derecho, en virtud de lo cual destruir a un embrión humano significa impedir el nacimiento de un ser humano único e irrepetible y, además, dañar a la madre que deberá enfrentar el doloroso proceso del duelo post-aborto.
Cátedra de la Vida Humana en la cual se enseñe, por lo tanto,
que la obligación médica es salvar las dos vidas, pues causar voluntariamente la muerte a un ser humano, en cualquier etapa de su vida, está en contradicción con la obligación profesional y la verdad científica más elemental como lo es la existencia de un ser humano único e irrepetible desde el primer instante de la concepción, en virtud de lo cual los médicos deben contar con equipos interdisciplinarios con todos los recursos necesarios para actuar con rapidez y eficacia en la atención de la madre y del niño desde el primer momento de la concepción, del punto de vista médico, psicológico, social y económico, en especial cuando sufren situaciones traumáticas como por ejemplo las que resultan en el caso de una violación.
Cátedra de la Vida Humana
en la cual se incluyan programas de atención integral a la madre y al niño por nacer, dado que de acuerdo con un estudio de la Organización Mundial de la Salud (OMS), las complicaciones del aborto peligroso son la causa del 13% de las muertes maternas, mientras que aproximadamente el 80% son debidas a causas directas, entre las que se destacan las hemorragias intensas, las infecciones, los trastornos hipertensivos del embarazo y el parto obstruido”, (Cfr.www.who.int/making_pregnancy_safer/topics/maternal_mortality/es/index.htm.)
Agradeciéndole la atención dada a la presente, saludo a usted atentamente,
Envíe ahora mismo esta petición al Rector de la Universidad Nacional de Rosario y defienda el derecho a la vida humana desde el primer instante de la concepción, haciendo clic en:

http://www.parahacerseoir.org/?e=peticiones&id=89
Adm   |   Copyright 2017   ©   Para Hacerse Oír-Hablemos Claro   |   Todos los derechos reservados   |   web design Triliton